Memorias Atigradas (36) PDF Imprimir E-mail

altINAUGURACIÓN DEL CAMPEONATO PACEÑO EN EL CENTENARIO DE LA INDEPENDENCIA,  A MEDIADOS DE 1925 (Por Raúl Calderón Jemio)

Llegaba la ansiada celebración de la centuria de la República. El gobierno encabezado por Bautista Saavedra ultimaba detalles de la múltiple programación, desde la sesión congresal en Sucre hasta la entrega de monumentos en la creciente urbe paceña. Además, eran recibidas las acreditaciones de representantes de países que se adherían a la conmemoración. Un cónclave “pedagógico” a nivel boliviano, coordinado por la Universidad paceña, era el interesante matiz.

Deportivamente, certámenes atléticos serán realizados a diferentes niveles. Es que las esferas gubernamentales buscaban mostrar dicha actividad como reflejo de avances sociales. En lo futbolístico, La Paz Foot-ball Association luego de superar divergencias y promocionar su torneo local, preparó un inter-departamental. A la vez, en diferentes regiones se manifestaba iniciativas para crear una federación que agrupe a las asociaciones existentes.

“The Strongest”, por su parte, había logrado el tricampeonato paceño en 1924 y a fines de esa gestión representó oficialmente a Bolivia, en partidos organizados en Ariqipa. Aunque dicha gira, visitando el sur del Perú, no fuera tan exitosa, la designación que recibió el gualdinegro era honroso reconocimiento, y el papel que tuvo recibió el calificativo de digno.

Durante los primeros meses de 1925, la Institución aurinegra se había distanciado algo de L.P.F.A. Incluso en cierto momento, consideró si intervendría en el torneo paceño. Sin embargo, tomando en cuenta que se trataba del “Campeonato del año Centenario”, y que defendía los tres títulos de anteriores gestiones, confirmó su participación. La cual una vez más será notable, y motivo de genuinas satisfacciones de la población identificada con su divisa.

Al comenzar julio, la Asociación anunció los partidos a efectuarse el domingo 5, en el campo del Hipódromo Nacional (actual Estado Mayor, final de la avenida Saavedra), con los que inauguraba el certamen de primera división. El compromiso de apertura enfrentaba a “Nimbles” y “Ever Steady”. A su vez en el principal, por la rivalidad y expectativas, medían fuerzas “The Strongest” Campeón 1924 y “Universitario Deportivo”.

Asumiendo seriamente el asunto, el jueves 2 de julio a horas 15:00, socios gualdinegros sostuvieron reunión en el “Club Bancario”. Entre varios temas, prioridad dieron al encuentro próximo. Dicha actividad de planificación es muestra de la tradición democrática, que a los 17 años de trayectoria ya era característica institucional.

El periódico La República, del 4 de julio, muestra el interés que existía día antes del partido. Señala que la inauguración de la actividad futbolística aquella significativa gestión, era engalanada por los dos “equipos más caracterizados” de los ámbitos paceños. Los que se habían constituido en “clásicos rivales”, llegaban precedidos de “prestigios” y de su reconocida “capacidad”. Para resaltar, que el aurinegro era ya denominado, “el veterano campeón”. Se había ganado con creces dicho calificativo.

Para el domingo 5, según La República del día 7 de julio, el escenario del Hipódromo se llenó, pese al ventarrón que estropeó el clima. Y la gente que acudió saldría satisfecha por el despliegue en ambos partidos programados.

“Ever Steady” y “Nimbles” pusieron lo máximo de sí. Empero, ninguno pudo imponerse, terminando el resultado 1-1.

A su vez, el lance entre el cuadro stronguista y el estudiantil fue de alta emotividad. Enfrentaba a deportistas de admirable empeño y coraje.

Su primera parte fue equilibrada. La “U” se las arregló y contuvo al gualdinegro que no alineó  dos jugadores clave. De esa manera, los contrincantes salieron al descanso con el marcador sin apertura.

Mayor dinámica caracterizó la etapa complementaria. Ambos planteles se esforzaron por anotar. El estudiantil desplegó vitalidad. Sin embargo, no le alcanzó para vulnerar la sólida defensa que tenía al frente. Por el lado del aurinegro, hubo más experiencia, precisión y fortuna en los ataques. De esa manera es que consiguió vencer la valla universitaria. Gracias al  gol inicial, además, el equipo histórico ganó en decisión y bríos, lo cual tradujo en dos anotaciones adicionales con las que terminó el aguardado partido.

Hubo breve paréntesis, por las conmemoraciones del mes de agosto y el inter-departamental. Hay que remarcar que el desenlace del 5 de julio, constituyó gran augurio para “The Strongest” que terminó Campeón de la significativa temporada. Aparte del entonces tradicional adversario, que logró el segundo puesto, compitieron cuatro elencos más aquel 1925: “Maestranzas”, “Nimbles”, “Ever Steady” y “Cordillera Royal”. Entre los seis, ratificando lo hecho en anteriores gestiones”, el gualdinegro culminó a la cabeza.

Fuentes y bibliografía:
La República. Órgano del Partido Republicano, mayo-agosto de 1925.
La Razón, The Strongest: 100 años de garra, 1908-2008, segunda edición, La Paz, 2008.
Calderón Jemio, Raúl y Guillermo Mejillones, “El Tigre en la época del Centenario de la Independencia (década de 1920): Simbolismo, representatividad, proyección”, en Rosario Aguilar Medina y otros/as, Memorias, fútbol, gloria y bolivianidad: The Strongest, 100 años, La Paz, Carrera de Historia, UMSA, 2008, pp. 8-19.
Murguía V., Felipe, Historia del fútbol en La Paz (cronología). Homenaje al Cincuentenario de Fundación de la Asociación de Fútbol, 1914-1964, La Paz, Empresa Editora “Universo”, 1964.
Peñaloza, Marco Antonio, “Centenario del Club The Strongest (1908-2008): Contexto fundacional”, en Rosario Aguilar Medina y otros/as, pp. 4-7.
La imagen proviene de La República, 5 de agosto de 1925, p. 1.