El Club The Stronges realizó el viaje a Copacabana para encomendarse a la Virgen para esta gestión.

Una tradición se ha vuelto el viaje a Copacabana en la familia stronguista, este 2020 no fue la excepción y la dirigencia a la cabeza de la presidente Inés Quispe junto con los planteles masculinos y femeninos estuvieron en Copacabana para encomendarse a la Virgen para este año.

El día sábado todo comenzó con la misa a las 11:00 am. La Iglesia brinda unos asientos al frente para presidente, capitán y entrenador. Los jugadores y dirigentes se hicieron presentes en el lado derecho de la capilla. Al finalizar la misa el padre bendice a la institución con el manto sagrado de la Virgen donde todos los stronguistas participan de ello.

Al salir para ir a la Capilla de Velas empieza a caer un poco de lluvia, para muchos creyentes es una bendición. Toda la delegación gualdinegra participa y pide su deseo en la Capilla de Velas. Posteriormente a esto, se realiza un almuerzo para confraternizar entre jugadores, dirigentes y los mismos periodistas.  Se retorna a la ciudad de La Paz, todos con el mismo deseo, de que este año sea gualdinegro.